Inversiones

Fijarnos en el precio y no en las noticias

Entre las cosas más complicadas para hacer en forex está el intentar darle algún sentido a las noticias macroeconómicas pertenecientes al análisis fundamental y relacionar dichas noticias con lo que pueda ocurrir en el mercado.

Tenemos una buena noticia. Según un grupo de estudiosos de este tipo de cosas, ni siquiera es necesario que nos fijemos en las noticias, las podemos olvidar sin remordimiento.

Según este grupo de estudiosos, las noticias económicas y las publicaciones de prensa en relación a la economía o política de los países solo sirven para nublar nuestras mentes.

Lo que pasa aquí es que la mayoría de los inversores asumen el rol de un arqueólogo tratando de descifrar lo jeroglíficos que publican los medios, tratando de encontrarles alguna aplicación en el mercado bursátil.

Bueno, el hecho está en que para el momento en que hayamos resuelto el acertijo, ya habrá pasado mucho tiempo y por lo tanto, ya será tarde.

Es el mercado se corre un refrán que dice algo como “adquiere el chisme y vende la verdad”. Lo que esto quiere decir es que las posiciones deben adoptarse e introducirse en el momento en que está corriendo el rumor en cuestión, y para el momento en que se publique la noticia, deberá ser el momento para salirnos de la transacción.

Esto sucede de esta manera porque los inversores más importantes introducirán transacciones en la dirección que piensan que la noticia inducirá al mercado. Para el momento en que todo se publica, ya los mercados han sido afectados directamente por el rumor.

Una de las cosas que inquietan más a los inversores es que cuando observan un acontecimiento ya comienzan a imaginarse lo que podría suceder en el mercado y comienzan a actuar según esta suposición.

Por ejemplo, supongamos que un inversor logra leer una noticia negativa sobre el Reino Unido. Inmediatamente se mete en su mente que solamente debe operar en corto en el par GBP/USD.

El cuadro del par GBP/USD podría escalar algo más, pero ya los inversores están sugestionados con la idea de que deben desechar las operaciones largas.

El otro motivo por el cual el dejarse sugestionar por lo que vemos en las noticias podría tener consecuencias poco agradables es que nos ponemos una venda en los ojos en relación a lo que los otros integrantes del mercado podrían estar haciendo.

Como explicamos anteriormente, los grandes inversores ya han salido del mercado para el momento en que las noticias salen a la luz pública. Para el instante en que la noticia es publicada la cotización ya ha digerido el anuncio.

El introducir posiciones luego de que la noticia ha sido publicada los único que ocasionará es que nos actualicemos y realicemos lo opuesto a lo que los participantes más importantes están realizando.

Vamos a fijarnos en el precio

La sugerencia más valiosa que se le pudiera hacer a los traders novatos es que se olviden de las noticias totalmente. Todo lo que necesitamos saber para conocer, decidir y operar está incluido en un gráfico de cotizaciones en crudo.

Podremos detectar si hay otros traders que están adquiriendo u ofertando con tan solo un vistazo a las cotizaciones.

Podremos inferir que el mercado está intentando revertir al aprender a detectar y comerciar los signos de reversión. No hace falta montarle una cacería a las agencias de noticias o empaparnos de los últimos acontecimientos de cada nación.

Conclusión

Por el motivo de que los integrantes más importantes ya están jugando dentro del mercado antes de que las noticias sean publicadas, los precios expresan lo que probablemente sucederá cuando el acontecimiento se de a conocer.

Todo esto nos indica que sencillamente solo debemos observar las direcciones de los precios para poder formarnos una idea de adonde se disparará todo cuando el acontecimiento sea revelado.

Una buena cantidad de inversores no introducen posiciones cuando hay anuncios de eventos significativos, pero si nos ponemos a pensar así, entonces no haríamos nada en el porcentaje más grande del año.

Frecuentemente se están lanzando noticias y solo tenemos que observar las cotizaciones para saber como el mercado está asimilando la situación.

Cuando un evento muy significativo sale a la luz pública, generalmente los pares implicados se comportan de forma muy volátil y con spreads muy amplios.

Esta volatilidad aumentada se convierte entonces en una perturbación para los inversores que gustan de negociar en plazos cortos, como los gráficos de cinco o quince minutos.

Las mismas fluctuaciones de las cotizaciones contienen toda la data que necesitamos para invertir de manera sana y racional.

Si estamos acostumbrados a la lectura de las noticias y calendarios de eventos financieros, debemos detenernos y decidir fijarnos solamente en los marcajes de los precios.

Operando así, podremos optimizar nuestra estrategia y finalmente desechar esas molestas noticias.

Valórame

Leave a Reply